ANNA WARDLEY SOBREVIVE A UN INFIERNO DE MEDUSAS ENTRE MALLORCA Y MENORCA

La atleta británica se vio obligada a abortar su intento de nadar 37 km entre Mallorca y Menorca a primera hora del jueves por la mañana (19 de Mayo), después de ser bombardeada por las picaduras de cientos de medusas. Anna Wardley, especialista en resistencia, llevaba ya 11 horas nadando en la que era la primera etapa de su reto, cuando su equipo de apoyo tuvo que sacarla del agua después de sufrir un shock debido al significante número de picaduras de medusa, tenía convulsiones y ya había perdido el uso del brazo derecho.

Anna empezó su recorrido a nado, acompañada de su equipo de apoyo, comprendido por un total de 18 personas altamente experimentados y entre ellos un médico. La nadadora de 40 años de edad que estaba nadando durante la noche no tenía ninguna protección contra las medusas ya que solo llevaba puesto un bañador, un gorro y unas gafas de natación. Normas básicas de este reto y en línea con las estrictas reglas de la “Channel Swimming Association”.

Foto: Sofia Winghamre Photography

Foto: Sofia Winghamre Photography

 “Si quisieras crear una imagen de lo que puede ser un auténtico infierno, yo estaba en él. Con las olas cruzadas lanzando medusas contra mí en la oscuridad y provocando un dolor extremadamente fuerte por todo mi cuerpo, cada vez una capa después de la otra, por lo que tengo picaduras encima de picaduras… yo estaba completamente expuesta a las arremetidas a pesar de llevar el traje de baño».

Los 30 minutos antes de que la sacasen del agua el cuerpo de Anna temblaba de un modo que no podía ni beber. Un equipo de salvamento Marítimo se desplazó  al lugar desde Ciutadella, Menorca. La lancha llegó al lugar del suceso y trasladó a Anna hasta el puerto de Ciutadella  donde una ambulancia estaba ya esperándola para llevarla al hospital. Se puede acceder aquí al vídeo de la evacuación.

 SÍGUENOS EN LOS PERFILES SOCIALES Y RECIBE LAS ACTUALIZACIONES DE "PASSIO PER LA MAR"


Anna ya había sido hospitalizada la semana pasada debido a una picadura de medusa y describió la experiencia como “una de sus peores pesadillas” aún así su determinación la hizo continuar.

 Mi lema es “Never Duck Out” que significa ‘nunca tires la toalla’ y estaba absolutamente determinada a seguir. Les lanzaba todo lo que podía. Usé todas las estrategias posibles que pude para poder aguantar, pero sabía que todavía me quedaban por lo menos cuatro horas más en el mismo infierno hasta la primera luz de la mañana entonces, al menos podría tratar de evitarlas pero eso me parecía una eternidad en esas circunstancias. No paraba de decirme a mi misma que solo tenía que continuar nadando y haciendo progresos hacia Mallorca. Pero al final mi cuerpo empezó a apagarse.

Foto: Sofia Winghamre Photography

Foto: Sofia Winghamre Photography

Anna fue ingresada en urgencias donde los médicos le realizaron algunos test y le administraron esteroides de forma intravenosa para estabilizar su estado, antes de darle el alta el mismo jueves por la mañana.

 SÍGUENOS EN LOS PERFILES SOCIALES Y RECIBE LAS ACTUALIZACIONES DE "PASSIO PER LA MAR"


La “Balearic Swim Challenge” se compone de tres etapas que comunicarán Menorca con la península. Un total de 215km. La primera etapa desde Menorca hasta Mallorca, empezó el pasado miércoles por la mañana. Toni Huguet Arguimbau de la “asociación de nadadores del canal de Menorca”, estaba a bordo de uno de los cuatro barcos de soporte de Anna y observo el intento.

En los próximos meses Anna intentará cruzar de Mallorca a Ibiza y de Ibiza a la Península, concretamente a Dénia. En este momento se está valorando la opción de realizar otro intento  y repetir la primera etapa.

Passió per la Mar es una producción de emisión televisiva y radiofónica que desde sus perfiles en redes sociales y web pretende ser un altavoz de referencia de todo lo que sucede en aguas de nuestras islas Baleares. Embárcate con nosotros todos los viernes desde Canal 4 Radio y TV

Copyright © 2019 Passió Per la Mar by RECBLAU audiovisuales

To Top