Liderato balear en la Transquadra 2015

El año 2015 será muy intenso en lo que toca a competiciones deportivas náuticas. Vivimos la antesala de los Juegos Olímpicos de Río y todo regatista o piragüista persigue la gran meta de participar en el acontecimiento planetario por excelencia. Este motivo ha hecho, por ejemplo, que Iker Martínez deje el patronato de Mapfre a Xabi Fernández en la tercera etapa de la Volvo Ocean Race, que llevará a la flota a la ciudad china de Sanya. Ahora, la compañía de Iker es la Nacra, con la cual se entrena en Miami para revivir éxitos olímpicos que tan bien conoce.

La Volvo no para, la Barcelona World Race arrancó justo al cerrar 2014,… Las grandes regatas que evocan el espíritu de pioneros navegantes que desafiaron los océanos siglos atrás combinan emoción, aventura y un sacrificio extremo que requiere de toda la habilidad posible para llegar a la destinación marcada antes que los rivales. Etapas maratonianas, días y días embarcados, cambios de condiciones climáticas constantes,…

img: Recblau audiovisuales

img: Recblau audiovisuales

Así son estas pruebas, de las cuales siempre nos hacemos eco en Passió per la Mar y que también este año os acercaremos gracias a la voz de sus protagonistas, que merecen todo el reconocimiento posible. Y no penséis que tenemos actores secundarios, porque uno de estos espectaculares desafíos es la Transquadra, y ahora mismo sus líderes son isleños.

La Transquadra es un certamen singular en muchos aspectos: por ejemplo, solo pueden participar los mayores de 40 años, los regatistas tienen que ser amateurs y además su ruta tiene un diseño curioso.

La forman dos etapas, pero que no se hacen seguidas en el tiempo. La primera fue el pasado julio con inicio que se podía escoger: Barcelona o la localidad francesa de Sant Nazare, y punto final en Madeira. Justo allí, en territorio portugués, retomarán la marcha el 24 de enero los más  de 100 participantes en las categorías individual y dúo. En esta clase es donde el talento balear ha gobernado la primera parte de la Transquadra.

A bordo del Frágil V, Xisco Gil y Miquel Ensenyat ganaron en Madeira y ahora se embarcan a la conquista de un triunfo que no está tan lejos: exactamente a 2.700 millas náuticas, que es lo que tendrán que completar hasta llegar a la isla caribeña de Martinica. En diversas ocasiones hemos hablado con Xisco Gil como director técnico de la Federación de Vela Balear, pero en esta ocasión lo hacemos en calidad de patrón y flamante líder de una competición muy exigente.

[av_icon_box icon=’ue800′ font=’entypo-fontello’ position=’left’ title=’¡Escucha Online esta entrevista y las que le acompañan! min. 29′ >> click aqui’ link=’manually,http://ib3tv.com/carta?id=18e011f7-9635-4637-afe4-c23d44445052&type=RADIO’ linktarget=» linkelement=»][/av_icon_box]


 PPM: Es una regata un poco especial, porque la primera etapa es en julio y la segunda uno casi se olvida. ¿Cómo es afrontar estas dos etapas tan distanciadas en el tiempo?

XG: Es un problema añadido, porque no puedes disponer del barco, que está en Madeira. Es complicado poner a punto el barco, ese es el principal reto que tenemos ahora mismo.

10313711_10202523443302573_8917025132969118357_nPPM: ¿Eso es por reglamentación?

XG: No, podría volver, pero después de hacer 1.100 millas hacia allá, volver otras 1.100 millas aquí y después volverlo a llevar allí, podría ser bastante complicado.

PPM: ¿Se tuvo que reparar algo?

XG: No, la verdad es que tuvimos bastante suerte. Hay mucha gente que se quedó en el Estrecho en la primera etapa con roturas, barcos que se han tenido que incorporar más tarde después de haber tenido problemas,…  Pero nosotros pudimos llegar allá y lo tenemos todo bastante a punto.

PPM: ¿Cómo surgió la idea de participar en la Transquadra?

XG: La idea siempre está ahí. Uno siempre quiere hacer esta regata, cruzar el Atlántico,… Hoy en día, cruzar el Atlántico con embarcaciones es realmente muy caro, o dispones de un Open 60 o no hay competiciones destinadas a esto, y la única regata que existe de nivel y en categorías amateur es esta.

Hacía bastante tiempo que lo veníamos pensando, de hecho compré el barco hace dos años y lo estrenamos haciendo el Grand Prix del Atlántico, Lanzarote-Martinica, como una especie de entrenamiento para esta competición. Hace dos años que lo venimos preparando.

PPM: Había dos salidas y vosotros optasteis por Barcelona. ¿Qué diferencias había?

img: Recblau audiovisuales

img: Recblau audiovisuales

XG: Para nosotros, principalmente, llevar el barco hasta Francia supone mucho más tiempo. De hecho, esta regata está hecha en dos años distintos para que puedas disponer de las vacaciones de dos años diferentes y no tener que dejar el trabajo, que es lo que exigen todas las demás competiciones. Nosotros optamos Barcelona porque lo teníamos más cerca y de hecho es una opción más exigente, porque es más táctica, hay menos viento, el cruce del Estrecho… A mí me parecía mucho más atractivo que salir desde Francia.

PPM: ¿A nivel técnico, el paso del Estrecho marca una gran diferencia con respecto a la opción de Francia?

XG: La etapa de Francia duró 6 días escasos, porque es una etapa con bastante viento y viento a favor, y en cambio la otra opción es con muchas más calmas, poco viento y el Estrecho de Gibraltar es muy complicado. De hecho, allí se decidió la prueba y tuvimos vientos muy fuertes. Tardamos 10 días en hacer la etapa.

PPM: ¿Cómo fue la etapa? ¿Comenzó más calmada de viento y todo se aceleró al llegar al Estrecho?

XG: La verdad es que fue lo que habíamos previsto. Tuvimos viento en la salida de Barcelona, pero era viento de ceñida, por lo que tardamos bastante hasta llegar a la parte de costa pasado Denia, la Manga del Mar Menor. Después, la costa del sur de España en esa época tiene poco viento, y habíamos preparado el viento para ello. Luego nos encontramos un viento de entre 35 y 45 nudos en contra en el Estrecho. Allí hasta 10 barcos quedaron fondeados y no pudieron pasar. Nosotros pudimos pasar y a partir de aquí no te diré que fuera cuesta abajo, pero por lo menos íbamos rectos hacia Madeira.

PPM: Recorrer 1.100 millas en 10 días para llegar a Madeira en primera posición no debió ser fácil, ¿verdad?

10888815_885934121437488_1929618188717027137_nXG: No. De hecho, nosotros tampoco nos lo esperábamos. Como todas las regatas de crucero, también tiene sus ‘ratings’ y sus compensados. Nosotros habíamos preparado el barco para navegar con muy poco viento, pero lo habíamos hecho con una mayor más grande, y nuestro barco en principio era de los rápidos, pero en teoría era el sexto que tenía que llegar en tiempo real y después ver si podíamos ganar en tiempo compensado. Llegar primeros en tiempo real y en tiempo compensado no nos lo esperábamos, la verdad.

PPM: El nivel de los rivales también debía ser elevado.

XG: Sí. La gente que participa en esta regata es gente amateur, porque no se dedican a esto pero sí que se dedican al mundo de la vela, como yo, que también me dedico a entrenar regatistas. Muchos de ellos son preparadores de barcos de Open 60, hacen transportes de Open 60 o se dedican mucho a la competición. Es decir, todos los franceses que están haciendo la regata no son mancos.

PPM: A muchos no les debió hacer mucha ilusión ver cómo ganaba un español.

XG: Nosotros, de hecho, no hicimos mucho caso. No sé si les gustó o no, pero mucha gracia no les hizo. Ellos están contentos de que vaya algún español para dar colorido a la regata, pero creo que no les gustó mucho que les ganásemos.

PPM: Se podía elegir entre ir en dúo o individual. Tú vas con Miquel Ensenyat, con quien llevas muchos años, ¿no?

XG: Hemos navegado bastante en conjunto, pero la verdad es que no habíamos hecho nunca una regata tan larga. Al final es pasar más días juntos y ya está.

PPM: ¿Cómo es la convivencia? ¿Cómo es vivir los dos en una embarcación de 10 metros?

XG: Yo siempre he dicho que navegar en doble es como navegar en solitario, pero durmiendo. Lo único es que cuando duermes, en lugar de llevar el piloto automático, hay una persona afuera. La verdad es que la comida no os la aconsejo. Después de las fiestas, va muy bien pasar un poco de hambre (risas). Todo es comida para recalentar. La comida no es muy buena, no es lo que más disfrutas.

En cuanto a la convivencia, como los dos tenemos el mismo objetivo que es hacer correr el barco lo máximo posible, no te queda mucho tiempo. Entre que haces la táctica, arreglas algo, preparas la comida y llevas el barco, el resto del tiempo lo dedicas a intentar descansar.

PPM: ¿Qué hace al Frágil V tan ideal para esta regata?

XG: Una de las características de esta regata es que todos los barcos tienen que ser de serie, no pueden ser prototipos. Este barco está diseñado por los franceses para hacer este tipo de competiciones. Te permite ir de crucero a hacer la vuelta a Mallorca tranquilamente, pero es muy amplio por detrás, con dos timones, diseñado para poder competir y hacer el crucero. Y además el precio es bastante asequible.

PPM: Sorprende la norma de que solo puedan participar personas con 40 años o más. Experiencia habrá, ¿no?

XG: (Risas) Esto surgió de una persona que quería hacer esta regata desde hacía mucho tiempo, cogió a varios amigos suyos y todos tenían más de 40 años y dijeron: no queremos jovencitos en la regata. Inventaron esta regata, y de hecho está hecha para la gente amateur que siempre ha querido cruzar el Atlántico haciendo una regata de calidad y nunca ha podido. Es para estos soñadores de más de 40 años.

PPM: Con los años que llevas navegando, ¿en esta primera etapa de Transquadra has aprendido algo que no sabías?

IMG_20141229_103051XG: La verdad es que el mundo de la vela te enseña cada día muchas cosas. En mi caso, por ejemplo, atravesar el Estrecho con vientos de 35 nudos en contra, la corriente a favor, con lo cual la mar estaba mucho más picada, y ver como 10 barcos se quedaban fondeados y nosotros pasábamos porque aprendimos a pasar esa ola en ese momento… La verdad es que aprendimos muchas cosas. Y también he aprendido a conocer mucho mejor mi barco. Ahora no te diré que lo llevemos con los ojos cerrados, pero casi.

PPM: ¿Cuáles son los principales obstáculos que os esperan en el Atlántico?

XG: En el Atlántico, lo más difícil es llegar a la zona de los alisios. Puedes hacer más millas más rápido, o menos millas con menos viento. Tiene un componente más táctico, de dónde llegar a los alisios para intentar hacer las menos millas posibles. Es una regata con vientos que hay días que superan los 30 nudos de popa. Lo más importante es evitar las roturas y que el barco vaya lo más a tope posible.

PPM: ¿Cómo diseñáis la estrategia a seguir?

XG: Hasta que nos estamos a punto de salir, como aquel que dice, no sabremos la estrategia. Los partes meteorológicos no llegan máximo hasta 7 días. Calculamos que serán entre 15 y 20 días de travesía, con lo cual difícilmente podemos definir una estrategia desde el principio hasta el final. Lo que sí podemos definir son los primeros 7 días. Lo ideal siempre es intentar bajar lo máximo posible de latitud, para llegar lo antes posible a los alisios. Pero eso significaría hacer muchas más millas. Entonces, se trata de intentar hacer las menos millas posibles bajando lo máximo posibles. Y eso no siempre es fácil. Depende de la meterología. En esta época, allí suele haber bastantes borrascas que los primeros días pueden dar muchos problemas. Incluso puede haber viento de proa. Es decir, los primeros 4 o 5 pueden ser conflictivos para posicionarnos realmente en la regata.

PPM: La clave está en dar el menor rodeo posible para encontrar el viento.

XG: De hecho, la línea recta no es la más rápida. Como el mundo es redondo, tenemos que hacer un poco de curva para encontrar la línea más corta, pero nunca lo hacemos. En principio, si serían 2.700 millas en línea recta, nosotros hacemos cerca de 3.000 entre la curva que intentamos hacer buscando los vientos alisios más constantes y más al sur.

PPM: La experiencia Lanzarote-Martinica también te ayudará, ¿no?

XG: De hecho, hicimos esta travesía dos meses después de comprar el barco, hace dos años. Era una regata no tan exigente, pero al final eran 2.600 millas y la verdad es que fue una experiencia muy importante para afrontar lo que nos viene ahora.

PPM: ¿Qué papel desempeña cada uno, Miquel y tú?

XG: Ya digo que navegar a dos es como navegar en solitario. No es que haya un patrón y un tripulante: aquí los dos somos patrones, porque cuando uno no lleva el timón, lo lleva el otro. Pero nos repartimos un poco más las tareas: yo llevo un poco más el tema de la estrategia y la táctica del barco y él se dedica más al mantenimiento del barco, la electricidad, la electrónica, etc. Pero al final, si el barco va rápido, es porque los dos vamos rápido.

Nosotros usamos el piloto automático lo mínimo posible para no gastar energía y no tener que llevar gasoil. Todo está limitado por el tema del peso para intentar ir lo más rápido posible. De la anterior travesía a esta, llevamos casi 500 kilos de provisiones.

PPM: ¿Hay alguna limitación por parte de la organización en el ámbito de los partes meteorológicos?

XG: La única limitación es que solo puedes usar partes meteorológicos que sean públicos, no puedes tener un ‘routier’ que te diga por dónde vas. 

PPM: ¿Cuántas millas llevas navegadas con el Frágil V?

XG: Llevamos 8.500, más o menos

PPM: ¿Ganar la Transquadra es un deseo, un reto o un sueño?

XG: Al final sería un sueño, realmente. La primera etapa la ganamos porque se dieron todos los elementos para ganarla. En la segunda etapa, dependemos de tantas cosas que es imposible decir qué va a pasar. No es como una carrera en que dependas de si estás bien físicamente. En este caso entran demasiados factores en juego. Evidentemente, se puede ganar, como todas las regatas. Nosotros lo intentaremos, pero es más un sueño.

PPM: En tu vertiente de director técnico de la Federación, tenemos las Jornadas de Tecnificación que son importantes, ¿no?

XG: Lo bueno es que puedo compaginar mi parte deportiva con la profesional. Las Jornadas de Tecnificación, en las cuales juntamos a los mejores regatistas de Baleares, son una satisfacción y una alegría.

Passió per la Mar es una producción de emisión televisiva y radiofónica que desde sus perfiles en redes sociales y web pretende ser un altavoz de referencia de todo lo que sucede en aguas de nuestras islas Baleares. Embárcate con nosotros todos los viernes desde Canal 4 Radio y TV

Copyright © 2019 Passió Per la Mar by RECBLAU audiovisuales

To Top